Ven y enloquece

Ven y enloquece
Nada ha sido probado

martes, 25 de octubre de 2016

Su falta de respeto, mi carencia de valor



Mientras miraba por la ventana, en esta tarde soleada de otoño, he visto cómo unos adolescentes se burlaban de una música callejera que suele tocar la flauta al abrigo de los soportales que hay frente a mi casa. Estaba acabando de corregir un relato y por la ventana me llegó el eco de las burlas con las que celebraban su indignidad de haber agredido la bondad de una indigente que, en lugar de con ira, responde con música al silencio de la sociedad que la ignoramos.

 
depositphotos_12630322-Ashamed-3d-man-sitting-over

No quiero parecer pedante, pero tengo la seguridad de que la causa de nuestros abusos cotidianos hacia nuestros semejantes más debiles está en nuestra incultura, en ese desinterés por lo ajeno que ya se nos forja en la escuela, cuando se nos enseña a sentarnos en nuestro sitio, a no compartir material escolar y a reírnos de quien se atreve a hablar en publico y al hacerlo se equivoca. Lo que nos transforma en abusones es ese desprecio en que convertimos nuestro recelo hacia el diferente cuando no es un ricachón extravagante.


De hecho, la Cultura es siempre la gran perjudicada con cada crisis de valores. Ya vemos lo que ha pasado aquí en España, donde tras su florecer popular luego del largo invierno de la dictadura, comenzaron a producirse podas y ahora mismo, aunque suena a boutade, el permiso para el saqueo de la cultura es el principal motor de las empresas de ADSL y de las industrias de dispositivos de almacenamiento de datos.


Esos jóvenes y su incultura, este cincuentón y su cobardía, tanto ellos como yo tenemos mucho de lo que avergonzarnos.

lunes, 24 de octubre de 2016

Se lo escribí a Clarisa



Lo bueno de frecuentar la compañía de personas estimulantes es que te vivifican los sentires. Leer a Clarisa Tomás Campa es siempre un estímulo. Tienes sus palabras a tu alcance, sólo tienes que pulsar aquí http://clarisatomascampa.blogspot.com.es/

http://clarisatomascampa.blogspot.com.es/
El que reproduzco es sólo uno de los palmarios efectos inspiradores que tiene el leer a mi admirada Clarisa.


Buenas tardes, Clarisa:

Gracias por compartir tu poema. Una vez más debo empezar por transmitirte mi más profunda admiración por alcanzar con tus textos el equilibrio entre dos tierras: la evocación de sentimientos comunes y la expresividad de una sensibilidad única.

Quizá empecemos a ser Naturaleza cuando seamos naturales, cuando desaprendamos lo superfluo en nuestros comportamientos y desvistamos nuestros modales de modos amanerados. Quizá, Clarisa, empezaremos a ser Naturaleza cuando mostremos lo natural en nosotros y no el artificio que impostamos para ser aceptados.


No me planteo ninguna vuelta a la tribu, ni mucho menos a la horda; sino que empecemos por aceptar la sencillez de nuestros sentimientos sin necesidad de envestirlos de ambición. Ese comienzo requiere que nos paremos, (auténtico anatema en esta sociedad en la que una persona sin prisa, es tachada de improductiva y el dedicar el tiempo a impregnarte de sensaciones es ridiculizado como una pérdida de tiempo) y sintamos con los ojos cerrados (las apariencias engañan), así empezaremos a sentir la vida que nos rodea y nuestra imaginación nos permitirá formar parte de lo que sentimos.

Creo que la realidad natural no es la que vivimos, puro artificio de convencionalismos y moralinas, sino la que ensoñamos cuando vemos un acto natural que nos deja fascinados. El otro jueves, una chica se sentó a mi espalda en un banco para amamantar a su bebé, mientras lo alimentaba tarareaba una melodía tan inconexa como tranquilizadora. La naturalidad en su comportamiento me hizo sentir una tranquilidad muy humana: ese niño también era mío, me descubrí canturreando a su lado.


Leerte, dejar que tus palabras aviven mis sentimientos es algo natural. Gracias, Clarisa, por compartir tus palabras sin artificio.

Feliz lunes.

domingo, 23 de octubre de 2016

D. E. P. Steve Dillon



La muerte de Steve Dillon –dibujante inglés de historietas– fue notificada en la tarde de ayer por su hermano Glyn.

Su obra más popular en España es la serie de cómic Preacher, que creó junto a Garth Ennis para la editorial DC, dentro del sello Vertigo. Dillon dibujó a personajes tan conocidos del tebeo británico como Doctor Who, Juez Dredd o Rogue Trooper. Ya para la industria del cómic norteamericano, destacaron sus trabajos dentro del primer volumen de la colección Hellblazer o con el personaje Lobezno; y, sobre todo, ha sido muy influente –a lo largo de todo lo que va de siglo– la firmeza de su lápiz en múltiples proyectos asociados a The Punisher, de hecho era el actual dibujante de sucolección regular, guionizada por Becky Cloonan.

Para una información más detallada sobre la figura de Dillon te aconsejo que pulses en este vínculo

Tuve la suerte de conocer a Steve Dillon durante su visita a Gijón en el año 1998 con motivo de las jornadas del Salón Internacional del Cómic del Principado de Asturias.




D. E. P. Steve Dillon.

jueves, 20 de octubre de 2016

En la bola de cristal estás junto a mí



Si no lo admito, reviento: El televisor es un gran invento.
De mi época de trabajo de recepcionista en un hotel gijonés, recuerdo que los clientes enseguida reclamaban mis servicios de antenista si el mando a distancia de la tele no funcionaba; o porque en el canal 7 se veía TeleAsturias y no TeleMadrid. Más tarde, al dejar su cuarto, era cuando te comentaban que la ducha no cerraba o que una ventana no abría; pero el tema de la tele les provocaba  mucho telele desde su inscripción en recepción.

Quizá en esta época de múltiples adicciones legales, la más trostélida lo sea la catódica de nuestra mesnada; al igual que antaño lo fue la católica de Torquemada. Pues si los unos quemaban a las pelirrojas por brujas, los otros denostan a las peligrosas por pirujas. Hace poco, leí a un ilustrado que consideraba la serie Pippi Calzaslargas, como el producto televisivo más nocivo para su desarrollo emocional. Se nota que el caballero de la triste amargura no ha acariciado en su vida a mujer pizpireta, ni ha coronado cumbres de la aberración televisiva como ¡Ay, qué calor!, Sexo en Nueva York o Noche de fiesta.

El televisor es el gran Satán, mis queridos enloquecidos. Y a sus seguidores nos deberían llamar «Legión», porque somos muchos los que andamos endemoniados con sus desprecios. Al igual que en lo carnal nos atrae quien nos lo pone difícil, siempre nos sintoniza el canal que emite lo fácil. Yo, que durante más de 5 años fui apóstata de la fe catódica y ahora vivo pendiente de los escotes de La Sexta y los recortes de La Uno, puedo asegurar —o incluso cantar como un tuno— que desde que tengo antena de televisión se me ha ido la pena del corazón.
 
Collage venyenloquecido de fotos sin autoría acreditada.
“En la bola de cristal te veo venir.
En la bola de cristal estás junto a mí”. (Santiago Auserón)

miércoles, 19 de octubre de 2016

Carteles internacionales de la película Rogue One: A Star Wars Story



Rogue One: A Star Wars StoryRogue One: Una Historia de Star Wars– es la octava entrega de la saga «Star Wars», con fecha de estreno mundial para el 16 de diciembre de 2016.
Dirigida por Gareth Edwards sobre un guión de Chris Weitz, la película cuenta entre sus intérpretes con Felicity Jones, Ben Mendelsohn, Diego Luna, Riz Ahmed, Donnie Yen, Jiang Wen, Forest Whitaker, Mads Mikkelsen y Alan Tudyk. A la vez que nos encontraremos actores que retoman sus papeles en anteriores entregas de la saga: Jimmy Smits, Genevieve O'Reilly o James Earl Jones –quien pone voz a «Darth Vader» en la versión original–.

Después de la tremenda decepción que me supuso la película El despertar de la fuerza, tengo muchas ganas de ver si disfruto con este primero de los tres “spin-off” que Disney ha confirmado para la serie.

Éstos son los carteles promocionales de la película que más me han gustado: